El colorado inicial de la mortandad adquiere ahora tonalidades: rojo pardusco, colorado brillante.

El colorado inicial de la mortandad adquiere ahora tonalidades: rojo pardusco, colorado brillante.

Ademas En seguida la matanza como fluido adquiere consistencias distintas, la sobre perdigones, gotitas sobre agua, escamas de arenque. La observacion se ha centrado Hoy en la muerte misma desplazandolo hacia el pelo en su caida abundante. Nunca es comodo hallar una pintura o un dibujo que proporcione una imagen equivalente a la perspectiva de Juliana, por consiguiente tal abundancia sobre mortandad nunca suele ser objeto de representacion en la pintura sobre la entusiasmo. Con todo, un dibujo sobre la primera medio del siglo XIV conservado en el Museo Schnutgen sobre Colonia (Fig. 3), cuya desempeno ha sido atribuida a la monja de un convento del Rin, muestra el torso sobre Cristo tapado enteramente por la crimen. San Bernardo Se Muestra brazado a la cruz transformada into a geyser of redeeming blood, en terminos de Jeffrey Hamburger (139). Desplazandolo hacia el pelo podri­a ser, en proposito, la sangre roja cae a mayusculos chorros y todo el tronco del crucificado esta tenido de rojo. La fama resulta impresionante por su intensa vehemencia desplazandolo hacia el pelo crudeza, lo que contrasta con su reducido envergadura (25.5 x 18 cm).

El espectador siente igual que En Caso De Que los chorros sobre sangre fueran a alcanzarle, sin embargo no lo realizan porque ni siquiera tocan ni a san Bernardo ni a la monja que esta al otro lado sobre la cruz. ?Como es esto posible? Ni una sola mancha roja se puede reprender en las tunicas de las dos personajes, ni tampoco las manos que abrazan las extremidades inferiores de Cristo o la madera ensangrentada de la cruz revelan rastra sobre sangre. ?No perteneceran a realidades diversas, una la del crucificado asi­ como su sangre, y no ha transpirado otra la sobre los personajes al pie de la cruz? ?No sera el crucificado objeto de la perspectiva vales de descuento japan cupid de los que se encuentran arrodillados? Asimismo algunas miniaturas del siglo XV ofrecen esa misma fuerza en el momento de ensei±ar la matanza del crucificado. De este modo, el manuscrito de la British Library Egerton 1821 (Fig. 4), considerado igual que un ejemplo caracteristico de texto devocional, puesto que en el identico recayeron las manifestaciones emotivas por parte sobre las lectores (igual que como podri­a ser los besos que desgastan letras e imagenes), contiene un folio con la forma sobre Cristo con la corona de espinas desplazandolo hacia el pelo cualquier el envuelto en crimen.

Las gotitas sobre muerte caen como gotitas de chubasco. En este mismo manuscrito, en las folios iniciales, han sido representadas gotas sobre matanza (Fig. 5).

En esta vision, el rostro sobre Cristo nunca ha desaparecido detras de la abundancia sobre la mortandad, sino que Juliana se refiere an el novio igual que un rostro bello y no ha transpirado vivo.

De hecho, la perspectiva crea en Juliana sentimientos contradictorios asi­ como opuestos: “Esta vision era vivida asi­ como penetrante (quick and lively, A Revelation 7, 23), espantosa y no ha transpirado horrible (hidous and dredfulle, 24), dulce asi­ como amorosa (swete and lovely, 24)”. El espanto se conjuga con la dulzura, el horror con el amor, aunque lo que parece envolver a todo el mundo aquellos contrarios es una misma vida, el sentimiento de vida que despierta en Juliana la perspectiva asi­ como que se refiere tanto al similar rostro, repleto sobre belleza, como Asimismo al derramamiento sobre sangre. Las visiones de la mortandad de Cristo, que remiten indudablemente a la vida, alternan en el Libro de Juliana con otras visiones corporales que se refieren al cuerpo sobre Cristo, desplazandolo hacia el pelo su carne, muestra visible sobre la muerte, a las que nunca nos vamos a mencionar en este escrito. Al concluir el relato sobre este primera revelacion, Juliana precisa que tuvo lugar desplazandolo hacia el pelo lapso de contemplarla (space and time to beholde it (A Revelation 8, 18-19), pero que la vision del cuerpo ceso antiguamente que la vision espiritual, que “continuaba en mi entendimiento”.